dimecres, 21 de juliol de 2021

LAS ZAPATILLAS ROJAS

Dirigida el 1948 per Michael Powell i Emeric Pressburger, basada en un conte de Hans Christian Andersen, "Las zapatillas rojas" és un clàssic incontestable, referència de tots els títols posteriors sobre dansa, d'"Un americano en París" a "Cisne negro. Combinant una fotografia genial de Jack Cardiff, una direcció artística molt imaginativa d'Arthur Lawson i una música encisadora de Brian Easdale, ens transporta al bell mig d'un somni; l'escena de la representació de l'obra que dóna títol al film fusiona de manera genial l'art i l'essència del ballet amb la màgia del cinema.

6 comentaris:

Cinefilia ha dit...

Obra mestra indiscutible. A Jack Cardiff vaig tenir ocasió de veure'l i sentir-lo en persona quan va visitar la Filmoteca fa una pila d'anys.

Una abraçada.

ricard ha dit...

Juan: Devia ser una vetllada prou interessant.

Una abraçada.

Trecce ha dit...

La película transita muy bien desde la puesta en escena puramente teatral, hasta la narrativa fílmica. El punto culminante son los casi quince minutos de representación del ballet "Las zapatillas rojas", una escena increíble y maravillosa, en la que hábilmente se nos traslada del escenario, al mundo onírico y fantástico en el que se mezclan realidad y ficción.
Realizada con cariño, incluso con auténtico amor y devoción al contexto general, no sólo al del éxito, sino a la creación artística, de hecho el éxito es presentado como algo fugaz y lo que se nos transmite es la cantidad ingente de trabajo y sacrificios que hay que invertir para lograr ese minuto de gloria.
Un clásico y una gran película con gran influencia en el cine musical posterior, a diferencia de los taconeos de claqué de algunos musicales, Powell y Pressburger apostaron por el ballet clásico en su acepción más rigurosa. El resultado es un verdadero festín para los sentidos, alejado de las visiones limitadas que califican a la danza clásica como una forma de expresión anticuada.

ricard ha dit...

Totalmente de acuerdo.

Fran ha dit...

Hola Ricard!
Poco que añadir a lo comentado. Algo tienen estas películas que cada vez echo mas en falta.
Saludos y feliz finde!

ricard ha dit...

Siempre hay que volver a los clásicos.

¡Feliz finde!